废墟 cabecera

廢墟

Un hombre despierta en una habitación. El comienzo es kafkiano pero el desarrollo es simplemente una esquizofrenia ordenada. En concreto, ordenada por el símbolo «·». Desentrañar el significado de ese símbolo es una de las pruebas a las que se enfrenta el hombre. Un disparo lo despierta de su ensueño: más allá de la ventana, unos militares fusilan a unos campesinos. Cuando va a levantarse, algo tira de su muñeca: es una vía que lo ata a una percha de la que cuelga una bolsa de suero en la que se leen unas letras indescifrables para el hombre.

Qué es lo que ocurre, quiénes son esos campesinos y esos militares, por qué el hombre está atado a una bolsa de suero y, lo esencial, por qué no recuerda nada son incógnitas que el lector / protagonista deberá descifrar. Como autor que ya no soy, lo único que puedo prometer es que hay una respuesta. Al menos una.

Aquí el primer capítulo.